Cómo funciona un calibre

El calibre, conocido también como calibrador, pie de rey o cartabón de corredera es un instrumento de medición. Se explica cómo funciona un calibre, qué es, para qué sirve, cómo se usa, lee y más.

Anuncios patrocinados por Google AdSense:

¿Qué es un calibre?

Un calibre es un instrumento de medición, el cual dispone de un patrón que se emplea para compararlo con aquello que se desee medir. Por sus características se usa más que nada para la medición de diámetros interiores y exteriores, ofreciendo una precisión excelente en comparación con una regla común.

Como funciona un calibre

¿Para qué sirve un calibre?

El calibre sirve para medir longitudes con una gran precisión, resaltando al respecto que son las mediciones y externas en donde mejores resultados se obtiene y es por ello que se lo usa con más frecuencia en estas labores.

¿Cómo se usa un calibre?

  • Para empezar, hay que abrir las mordazas externas del calibre y ubicar la arandela en la parte interna de ellas.
  • Con esa medida se va a conocer el diámetro externo de esa arandela.
  • Después hay que cerrar las orejas y se ubica la arandela.
  • Ahora abra las orejas hasta que las dos puedan hacer tope con los extremos en el interior de esa arandela.
  • Con este movimiento y ajuste se va a conseguir la medición del diámetro interior para una arandela.

A continuación se muestra un  video de cómo se usa un calibre en detalle:

Anuncios patrocinados por Google AdSense:

¿Cómo leer un calibre?

  • En cuanto se cuente con la medición del calibre, es decir, una vez se haya usado correctamente el instrumento, hay 3 escalas distintas.
  • Existe una escala principal que se divide en cm y mm, una en pulgadas (que no interesa a menos que se use este sistema métrico) y un nonio en milímetros.

Como leer un calibre

  • Como se ve en la imagen, en la escala principal se enseñan unos 3,1 cm o 31 mm.
  • A continuación, hay que determinar la décima parte de ese milímetro y eso se hace con el nonio.
  • Respecto al nonio, se cuenta con una escala de 0 a 10. Hay que buscar que la raya consiga coincidir con las rayas de la escala principal. Si no se aprecia en la imagen, coincide con la tercera raya del nonio.
  • En conclusión, la décima parte del milímetro coincide en 3/10, por ende, la medición exacta con el calibre es de 13 cm o 31.3 mm.

Partes de un calibre

Partes de un calibre

  • Orejas internas – Se usan para las mediciones de las partes internas en una pieza.
  • Mordazas externas – Para las mediciones de las partes externas en una pieza.
  • Escala principal – Se trata de una escala con unas divisiones en milímetros y en centímetros, que permiten determinar la primera parte de la medida.
  • Aguja para medida de profundidades – Si se quiere determinar la profundidad en un hueco de una pieza.
  • Escala secundaria – Tiene divisiones en pulgadas para que se den valores de medición en pulgadas.
  • Nonio en milímetros – Así se determina la lectura de la fracción en milímetros. Según sean las fracciones del instrumento, se va a dividir el nonio y por ende se conoce la precisión del calibre.
  • Nonio en pulgadas – Cumple con la misma función del nonio en milímetros, pero en pulgadas para el otro sistema métrico.
  • Botón de deslizamiento o freno – Si está abierto va a permitir que la parte móvil del calibre se pueda deslizar con toda libertad. Si está cerrada se impide ese movimiento.

Tipos de calibre

Tipos de calibre según el funcionamiento

  • Calibre pie de rey universal – Son los tradicionales o manuales. Su duración es larga, de bajo costo y no requieren de mucho material para su elaboración.
  • Calibre pie de rey con reloj – Son semejantes al universal, pero cuentan con un reloj para que la lectura sea inmediata en la medición. Su ventaja es que la lectura es más clara, pero su desventaja es que no leen pulgadas.
  • Calibre pie de rey digital – Son calibres modernos. Su ventaja es que la medición se muestra en una pantalla y no hay errores por la observación. Son más caros.

Tipos de calibre según la medición a realizar

  • Calibres patrón – Se usan como referencia para la fabricación de otros calibres.
  • Calibres verificación – Se usan para medir piezas ya terminadas.
  • Calibres de trabajo – Son los que se usan durante un trabajo.

Precisión de un calibre

Respecto a la precisión de un calibre corresponde a una décima de milímetro, lo que significa que está en condiciones de dividir un milímetro en 10 partes. Si se compara lo anterior con la regla común, se pueden observar 1,5 cm, por ejemplo, lo cual es igual a 15 milímetros, pero en el calibre se apreciará un calor de 1,54 cm o de 15,4 mm.

Así mismo, hay calibres más precisos porque cuentan con precisiones de hasta una vigésima de milímetro, así que lo dividen en 20 partes y en ocasiones una quincuagésima parte de milímetro, así que se divide en 50 partes.

Diferencias entre calibre y micrómetro

Las dos son herramientas que ofrecen mediciones muy precisas, y en ambos casos los valores que se retornar son en centímetros, pero la diferencia es que el micrómetro es más preciso que el calibre y esto se explica por que el calibre tiene una precisión de MÁXIMO 1/50 mm, mientras que el micrómetro presenta una precisión de 1/100 a 1/1000 mm.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *